RECETAS DE LA SEMANA: CALABACINES RELLENOS SOBRE COULIS DE PIÑA

25 de Marzo de 2017

CALABACINES RELLENOS SOBRE COULIS DE PIÑA

INGREDIENTES:  

(Para 4 personas)

Ingredientes para los calabacines rellenos:

  • 1 cebolla mediana.
  • 1 diente de ajo.
  • 2 o 3 calabacines grandecitos.
  • 400 gr de piña pelada.
  • 250 gr. de salmón ahumado.
  • 36 unidades de langostinos medianos.
  • Aceite.
  • sal y pimienta.
  • Queso emmental rallado.

Ingredientes para el coulis de piña:

  • 4 o 5 escalonias.
  • 600 gr. de piña pelada.
  • Aceite.
  • 2 clavos de olor.
  • ½ cucharadita de jengibre.
  • 20 gr de azúcar moreno.
  • 10 ml. de vinagre de jerez.

ELABORACIÓN:

Empezamos por el coulis de piña:

Pelamos y picamos  las escalonias muy finamente y reservamos.

Troceamos la piña en daditos pequeños y reservamos.

Acercamos una cazuela con aceite al fuego y cuando este caliente añadiremos las escalonias que  dejaremos a fuego suave hasta que sude y se vuelva transparente, en este momento incorporamos la piña junto con el clavo de olor y el jengibre rallado, que dejaremos que se poche a fuego suavecito.

Una vez que la piña este tierna subiremos el fuego al añadirle el azúcar moreno, una pizca de sal y el vinagre de jerez, con esto conseguiremos reducir el vinagre y que se caramelice el azúcar.

Cuando este reducido lo pasaremos por el chino o por batidora potente para aportarle suavidad y cremosidad.

La base del plato ya esta lista ahora nos meteremos a rellenar los calabacines, que se puede ir haciendo mientras el coulis esta en marcha.

Calabacines rellenos:

Lavamos bien los calabacines y los hacemos trozos de unos cinco centímetros cada uno, hasta que nos salgan tres por persona, doce vasitos en total.

Con ayuda de una cucharilla iremos vaciando cada vasito teniendo cuidado de no romper el fondo de este, una vez que tengamos todos los trozos ya vacios les pondremos a cocer al vapor por espacio de unos quince minutos, observando que no se no pasen demasiado, es mejor que queden un poco duritos porque eso tiene remedio.

Mientras se nos cuecen los vasitos, vamos a preparar la farsa que ira dentro de ellos de la siguiente manera:

Picaremos la cebolla muy finamente que añadiremos a una cazuela con aceite que tendremos en el fuego, la dejaremos pochando a fuego suave en lo que picamos la pulpa de los calabacines y la piña que añadiremos cuando la cebolla este tierna pero aun sin estar dorada, lo dejamos ha fuego suave hasta que los jugos hayan reducido.

En tanto vamos pelando y troceando los langostinos,  menos  que reservaremos para adornar cada vasito.

Ahora pelamos los doce langostinos dejando parte de la cola y reservamos.

Troceamos  el salmón ahumado en juliana reservando cuatro lonchas para el adorno del plato.

Pelamos el diente de ajo y lo laminamos, lo añadimos en una sartén con poco aceite que tendremos al fuego, dejamos que se doren y los retiramos para evitar que se quemen y den mal sabor, a fuego bastante fuerte marcamos los langostinos, que hemos dejado para el adorno, por ambos lados y los dejamos sobre papel absorbente para retirar el exceso de grasa, en ese mismo aceite añadimos los langostinos y el salmón troceados que saltearemos rápidamente e incorporaremos a la cazuela del calabacín y la piña una vez que los jugos estén reducidos, mezclamos, salpimentamos al gusto y que de un pequeño hervor todo junto, retiramos del fuego y dejamos que esta farsa se entibie.

Una vez que esté tibia la farsa, nos dispondremos a rellenar los vasitos de calabacín, poniendo un pequeño copete, espolvoreamos de que emmental rallado, colocamos un langostino en cada vasito y los vamos poniendo en una fuente refractaria.

Ya solo nos queda gratinar y montar el plato, pero antes me gustaría deciros que yo los hago de un día para otro porque así se traban mejor los sabores y está más rico, así que a la nevera tapados con film transparente hasta el día siguiente.

Ponemos el horno a calentar a unos 180º, una vez caliente introducimos los calabacines rellenos y les dejamos dorar, mientras tanto calentamos el coulis de piña,  iremos poniendo un poco de coulis en el fondo del plato y encima los calabacines ya gratinados, adornamos cada plato con una flor de salmón ahumado que habremos hecho enronllado  la loncha sobre si misma y listo el plato para ser servido.

Espero que os guste, si tenéis algún problema en su elaboración preguntarme, estoy a vuestra disposición.